Páginas vistas en total

domingo, 22 de mayo de 2011

Mis agradecimientos

              Éste mini relato de 178 palabras lo escribí un día cualquiera.
                              
                                            “Lo tengo todo”



“Estoy en la calle.
          No tengo ni un céntimo en el bolsillo.
          Hay quién dice que teniendo salud, lo tienes todo, pues yo les digo que la buena salud no me llena el estomago.
         
          Estoy solo.
          No tengo a nadie a mi lado con quien compartir todo lo que tengo.
          Hay quien dice que teniendo dinero lo demás viene solo, pues yo digo que le dinero no me escucha cuando llego a casa y le cuento mi día.
  
          Estoy enfermo.
          No tengo cura a mi alcance.
          Hay quien dice que teniendo amor, las cosas se llevan mejor. Pues yo les digo que el amor cuando te vas a morir poco importa. Que si tuviera dinero podría pagarme una cura.
   
           Todos queremos lo que no poseemos y muchas veces nos olvidamos de dar las gracias por lo que tenemos.
            Me llamo Manuel, un día yo conocí a estos tres hombres y hoy yo les digo:
            Estoy en la calle, solo y enfermo, pero cada día doy gracias por estar vivo y ver la belleza que hay en el mundo.”



     Después otro día vi un concurso en el que encajaba, pero debía solo contar con cien palabras. Tras varios intentos logré quitar unas cincuenta palabras, pero aún así no bastaba. Si seguía quitando palabras corría el riesgo de perder la esencia del relato. Entonces recurrí a mi buen amigo Francisco… Y me ayudó a dejarlo así:


    
           Solo 100 palabras.



         “-Estoy en la calle, sin un céntimo. Dicen que, teniendo salud, lo tienes todo; yo digo que la buena salud no me llena el estomago.
         
          -Estoy solo. No tengo a nadie para compartir mis bienes. Dicen que teniendo dinero lo puedes todo; yo digo que el dinero no me escucha cuando llego a casa.
  
          -Estoy enfermo. No tengo cura. Dicen que teniendo amor, todo se sobrelleva mejor; yo digo que el amor, cuando vas a morir, poco importa.
   
          
            A estos tres hombres, yo les digo:

            -Estoy en la calle, solo y enfermo, pero cada día doy gracias por estar vivo.”

   
        
            No sé si ganaré, pero eso ahora no es lo que me importa, lo que quiero decir aquí, no es sobre el concurso en sí. Es más bien agradecer a Francisco J. P. en primer lugar y a tantos otros como; Dolores R. M, Carla S. J, Melina J. S, Marcos Dk, Mila R. B, Lesbia Q, José E. S, Víctor Gm, Sílvia V. -y tantos otros que no sé vuestros verdaderos nombres o que en este momento no me acuerdo- que siempre estéis allí apoyando y ayudando a noveles escritores o simples aficionados a la escritura. Es un honor para mí tener vuestra amistad. Y esto es lo que único que se me ha ocurrido para agradecéroslo, una entrada para vosotros en mi blog (quizá sea poco). Lo normal sería poner los agradecimientos en alguna página de un libro publicado, como no sé si eso podrá ser algún día, lo dejo aquí. Que según se mire; mi blog, es mi libro publicado.  Ja, ja, ja…
            También dar las gracias a todos los que me leen, me siguen y comentan.
            Sin todos vosotros esto no sería lo mismo. Esto no sería nada.
           
                      Gracias de todo corazón.
                    Merce casasnovas Bover 

8 comentarios:

El Guardián de la Mazmorra dijo...

Gracias Merce por esta mención. Pero debo decirte que yo soy también un escritor novel y aficionado y trato de terminar alguna obra que algún día pueda ver en las manos de mis lectores. Espero algún día (y pronto, no lo niego) estar en ese grupo en el que me has metido.

Pero como aficionado o profesional, es un placer compartir experiencias.
Marcos DK

Merce CB dijo...

Grande o pequeña tu aportación a mi mundo vale mucho. Por eso estás allí, no por qué tengas libros publicados o tengas un nombre reconocido. Estás aqui por qué yo quiero. Jajajaja...

Cuenta que te cuento dijo...

Gracias, seguir leyéndote será un placer y si eso te alienta en tus empeños, a mi me dará más gusto hacerlo. Seas grande o pequeña, estés arriba o abajo, publiques o no a lo grande. Siempre que escribas y yo pueda leerte, lo haré porque además nutro mis saberes, con cuanto escribes.

Josephine Vera dijo...

Gracias Merce Casanovas siempre te leo, pero hoy me anime a dejar un comentario. Creo que el tener amor y alguien que nos acompañe es importante. Para mí si eres famosa o no tampoco es importante, me gustan tus letras y te seguiré leyendo, así no comente. Elita V ( Josephine)

Merce CB dijo...

Vuestras palabras animan a seguir escribiendo. Gracias.

Carla G. Juárez. dijo...

Muchas gracias a ti, por apoyarme, por estar siempre al pie del cañon acompandome, por existir. Simplemente eres una maravillosa escritora con un tremendo potencial y futuro por delante. Sigue adelante que espero estar alli en cada paso.

Merce CB dijo...

Carla, tus palabras me llenan el corazón.
Tendré que volver a dar las gracias, a todos los que me habéis contestado tanto por aqui, como por el facebook

Relatos de sal dijo...

¡Merce, tus palabras me han emocionado! *.*!!
Vamos a ver, no tienes que agradecerme en absoluto que intente ayudarte en lo que buenamente pueda. Soy uno más, como tantos otros, que lucho por hacerme un huequecito en el mundo de la literatura, aunque soy consciente de que es algo harto complicado. No obstante, la experiencia que estoy viviendo gracias a la publicación de mi primer libro, me está enseñando muchísimas cosas, y estoy dispuesto a compartirlas con todo aquél que esté interesado en aprender. Quizás no sea el más apropiado para enseñar a nadie, pues siempre puedo equivocarme, mas si alguien como tú muestra un poco de interés por mis limitados conocimientos, lo pondré a su disposición gustosamente.
Merce, desde mi humilde punto de vista, tienes las condiciones más importantes para ser escritora: imaginación y constancia. Como sabes, estoy inmerso en la lectura de una de tus obras, aunque voy muy poco a poco debido al escaso tiempo del que cuento. No obstante, en cuanto la termine, te indicaré los puntos que, según mi punto de vista, flojean más, con objeto de que intentes enmendarlos. Escribir, escribir y seguir escribiendo, esa es la única manera de pulir el estilo y medrar como escritora.
¡Ánimo!
Francisco Palacios